Los agentes de medio ambiente Antonio Tamayo y Francisco Mediavilla, por tercer año consecutivo, han enseñado al alumnado de 1º de ESO hoy 18 de diciembre el paraje natural de la desembocadura del río Guadalhorce, ayudándonos a comprender la importancia de conservar este espacio natural malagueño al ser una de las cuatro playas de la provincia que conserva sus características naturales y la única de la capital. La actividad, organizada por la coordinadora del Programa Aldea Ana Martín, ha contado con la participación de las tutoras de 1º de ESO Inmaculada Jiménez y Celia Rodríguez. Una acción más de nuestra Ecoescuela.

Categorías: Sin categoría

0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.